jueves, 8 de octubre de 2020

Berni criticó la iniciativa de Lanús de comprar pistolas Taser ya que no tiene Policía propia

 El funcionario se refirió al envío de este martes, por parte del intendente, Néstor Grindetti (Juntos por el Cambio), de una ordenanza al Concejo Deliberante para comprar 30 pistolas Taser para ser usadas por los agentes en zonas de alto tránsito.

El ministro de Seguridad bonaerense Sergio Berni, cuestionó este miércoles la iniciativa del partido de Lanús de adquirir pistolas Taser ya que "ese distrito no tiene Policía, sino que es la Bonaerense" y pidió "dejar de hacer demagogia y de mirar las encuestas para saber qué tenemos que decir a la mañana".

Berni se comunicó esta mañana con radio La Red luego de una entrevista que le realizaron al secretario de Seguridad de Lanús, Diego Kravetz, quien se refirió al envío ayer, por parte del intendente, Néstor Grindetti (Juntos por el Cambio), de una ordenanza al Concejo Deliberante para comprar 30 pistolas Taser para ser usadas por los agentes en zonas de alto tránsito.

La iniciativa del Municipio de Lanús fue apoyada por el intendente de Vicente López, Jorge Macri, quien ayer tuiteó que, "imitando la iniciativa de Grindetti, creemos que las pistolas Taser son una herramienta fundamental para reducir las lesiones en situaciones delictivas, tanto para los efectivos como para terceros".

La misma postura adoptó el intendente de La Plata, Julio Garro, que se sumó a la intención de adquirir ese tipo de armamento para la policía local.

Berni ironizó al respecto que "Lanús no tiene Policía y si quieren comprar pistolas Taser, las podrán usar entre los funcionarios", y criticó que "no puede ser que los intendentes se apropien de la Policía local en las buenas, o para hacer campaña y demagogia, y después cuando tienen los problemas, la desconozcan".

"Empecemos a clarificarle a la población cómo son las cosas", sostuvo Berni y señaló que, al hacer una encuesta dentro de la Policía local, "los agentes no sabían si su jefe era el responsable de la Policía o el intendente y, si el propio efectivo tiene semejante confusión, menos la sociedad, que no conoce la orgánica policial".

El funcionario agregó que "hay que dejar de hacer demagogia y pensar en cómo aplicar el Plan Integral de Seguridad, que se trabajó con el Gobierno nacional y para el cual el presidente Alberto Fernández destinó una partida para ese plan".

Ahora "los intendentes están discutiendo cómo se apropian de esa partida y qué es lo que van a hacer de ella, cuando esa partida es para equipar de una vez y para siempre a la Policía, en lugar de que cada uno compre lo que quiera para una Policía que no le es propia".

Además, Berni afirmó que le parece "una falta de respeto que se hable de las Policías locales porque cuando cometen errores, la culpa es de la Bonaerense y muchos se apropian de la Policía local en las buenas y en las malas, la desconocen".

"La Policía depende de un solo mando, que es el jefe de Policía y el ministro de Seguridad; no podemos mirar las encuestas y decir 'queremos las Taser'", aseveró.

Más tarde, en declaraciones a TN, Berni ratificó su postura a favor de la utilización de las Taser por la Policía Bonaerense aunque aclaró que “el día que pueda las voy a comprar pero hoy el Gobierno provincial tiene otras prioridades”.

“Si tenemos que empujar patrulleros para que arranquen o comisarías con baños destruidos o tener que alquilar micros para trasladar efectivos para el desalojo de tierras en Guernica, la Taser no es una prioridad aunque no la desapruebo”, observó.

El titular de la cartera de Seguridad dijo que dialoga con todos los intendentes “pero cuando hablamos seriamente” y aseguró que “entrar en esta discusión es tomarle el pelo a la gente porque hacerle creer que el intendente decide sobre su policía es faltarle el respeto”.

“Ningún municipio tiene policía propia y todas responden a la policía provincial”, reiteró Berni quien sostuvo que además el uso de ese armamento “requiere de mucha práctica y capacitación por lo que decir con tanta liviandad y demagogia que van a comprar las pistolas es mentirle a la población”.